Metodología pedagógica

Actualmente la realidad de nuestros Niños es que pueden permanecer institucionalizados durante un periodo de tiempo entre 2 y 4 años.

Luego de analizar esta situación y buscando dar respuesta al como aprovechar al máximo el tiempo de los Niños y brindarles una formación pedagógica integral, la Institución hizo contacto con el COLEGIO MONTESSORI de Medellín para exponer nuestras necesidades.

Luego de algunos acercamientos y reuniones, nuestra solicitud tuvo eco en su Junta Directiva y en sus Órganos Administrativos, logrando el apoyo y asesoría para el montaje de nuestra Ludoteca y espacio para el Aprestamiento Preescolar.

Hoy en día contamos con un espacio físico que se encuentra en proceso de adecuación gracias al apoyo de algunas familias nacionales y extranjeras que se han convertido en benefactores de este programa, como también hemos contado con el apoyo incondicional de la Rectoría del Colegio Montessori, la Dirección del Preescolar y sus Pedagogas, quienes incondicionalmente nos han dado su respaldo brindado toda la asesoría, capacitación y trasmisión de conocimiento de la Filosofía Montessori para ser aplicada en la formación pedagógica integral de nuestros Niños.

¿Qué es El Modelo Montessori?

En un estudio hecho hace más de cien años por la Dra. María Montessori, la primera mujer en Italia que se gradúa de medicina y es enviada a trabajar con niños vulnerables, abandonados, en un pequeño pueblo Italiano. Ella siendo una persona más científica, observa los comportamientos de estos niños a la par con Jean Piaget y Gandhi, creando la paz como parte del currículo Montessori.

¿Cómo se trabaja?  

AREA DE GEOGRAFIA Y CIENCIAS: El propósito de estos materiales es agudizar  los poderes de observación en los niños y extender el mundo que los rodea.

AREA SENSORIAL: 

La fusión de estos materiales es aislar las propiedades de las cosas y ayudar a los niños a referir y organizar en su mente lo que están absorbiendo a través de sus sentidos.

En sensorial se agudizan y despiertan los sentidos, y como ya se ha demostrado, el ser humano aprende a través de los sentidos.

VIDA PRÁCTICA: Estas actividades  están diseñadas para preparar al niño para experiencias de la vida real  ayudarlo a desarrollar habilidades que aumentaran su independencia, autoestima y seguridad.

En vida práctica se trabaja con materiales que fortalecen el motor fino y el motor grueso, ayudan con la coordinación visomotora. Son materiales que ayudan al niño a relajarse a través del uso de ellos, a tener lapsos más largos de concentración, que a la vez son terapéuticos, por su manipulación.

AREA DEL LENGUAJE: Los materiales y las actividades que se trabajan ofrecen un análisis sistemático de los elementos de la lectura que permite que el niño experimente  concretamente la estructura del lenguaje.

El propósito inicial del material utilizado es desarrollar  en nuestros niñas y niñas  independencia, confianza en sí mismos, concentración, coordinación visual, motora y  orden.

El material implementado para el aprestamiento y desarrollo de habilidades contribuyen a:

  • Desarrollar la coordinación sensomotriz
  • Descubrir la satisfacción  que implica lograr un objetivo
  • Agudizar las habilidades para percibir, observar y juzgar con mayor exactitud.
  • Desarrollar confianza en sí mismos y capacidades  para  el aprendizaje independiente.
  • Desarrollar confianza en sí mismos y capacidades  para  la socialización.

Desarrollar las bases para obtener buenos resultados en la lectura, matemáticas y escritura

¿Qué es lo novedoso?

Se crea un espacio para los niños, con muebles del tamaño de ellos, con materiales para ellos manipular, con libertad de movimiento, libertad de escoger con que van a trabajar.

 Claro está: todo esto con límites y respeto, donde reina el silencio, aunque no en absoluto, siempre hay un zumbido, pues están trabajando, leyendo, caminando, etc.

María Montessori notó a los niños más tranquilos, ocupados trabajando con materiales de matemática, arte, escribiendo, leyendo. Los niños tienen una curiosidad natural de querer aprender, a ser independientes. Los niños aprenden amando lo que hacen. Esto ayuda a los niños a ser más independientes, más autónomos, más seguros de sí mismos, mejores seres humanos.

¿Con quienes se trabaja?

Con nuestros Niños y Niñas de 3 años a  15 años.